lunes, 9 de abril de 2012

RIMAS Y MELODÍA DE UNA ALUMNA A LA QUE ADMIRAMOS

Esta poesía no ha podido ver la luz en las ajustadas páginas de nuestra revista, tampoco podemos presentarlas a concurso porque ya obtuvieron una mención, por lo que os dejo esta música hablada a los lectores de BIBLIOALBARES. Espero que os guste tanto como a mí. (Jéssica Semitiel)

LEE EL POEMA DE ISABEL LUCAS ZAMORANO



GAVIOTAS

Isabel Lucas Zamorano

Un día soñé que te veía cerca del mar,

las olas mecían tu nombre, tu perfume,

aquella forma tuya de hablar.

Un día soñé que volvíamos a encontrarnos

en aquella orilla del río perdida en la ciudad,

soñé que volvía a envolverme aquel mirar.

Un día soñé que el cielo se tornaba de rosa,

que tu risa y mi risa se encontraban,

que todo a su cauce volvía a estar.

Soñé tanto por aquel entonces,

que ya nunca he vuelto a soñar.

Ni el mar, ni las orillas, ni el cielo

de esos sueños a mi vida volvieron a entrar.

Aquellas gaviotas que entraban contigo,

aquellas que sus risas escuchamos sin cesar,

son ahora sombras de un tiempo

que se fue sin la puerta siquiera cerrar.



Sueño ahora que estás a mi lado

en una orilla de aquel río,

una gaviota a tu lado se ha posado

y mueve sus alas con brío.

Sueño que en un cielo azul bates tus alas,

te acercas a mí sin cesar,

tu risa, más poderosa que cualquier arma

me mira y siento el ruborizar.

Sueño que en la playa más cercana te paseas,

que dejas a tu risa componer una sinfonía singular

juegas y bailas con las mareas

y disfrutas con ver a las olas bailar.

Ahora sueño con todo,

pero luego ya soñaré con la nada

pues en el agua, el aire y las riberas

siento que la risa de aquellas gaviotas se apaga.



Soñaré con tu risa en las puertas de las mareas,

con  los cantares sinfónicos de aquellas gaviotas que nos sonreían,

con el cielo pintado de azul y rosa mientras pueda

alcanzar ese pedazo de vida que antes poseía.

Un día soñaré que todo lo injusto ha acabado,

que volvemos a encontrarnos ya sin guerras,

aquellas gaviotas por fin habrán cantado

sin miedo a tapaduras ni a contiendas.

Algún día soñaré que la igualdad será el único lema

de este mar, este cielo, esta orilla.

Algún día soñaré que volveremos a encontrarnos

con aquellas gaviotas que un día se llevaron nuestra alegría.
Compartir:

0 comentarios:

Cita

Visita nuestro centro

Días Internacionales

Días Internacionales
Naciones Unidas

Escríbenos a

Escríbenos a
biblioalbares@gmail.com

Un mes, un año